AFRICA TOCA SUS TAMBORES

AFRICA TOCA SUS TAMBORES

Por fin estaba sentada mirando por la ventana de aquel avión que durante tanto tiempo había soñado con coger.

Habían planeado ese encuentro durante años y hoy había llegado el día.

Su bolso de mano iba lleno de ilusiones, de promesas de pasado y proyectos de futuro, pero lo más importante es que había sido preparada con mucho amor y cada cosa había sido dispuesta con suma precaución ocupando el lugar adecuado.

Durante cinco años el destino les había ido preparando con cartas y con pequeñas llamadas de teléfono que muy de vez en cuando les avivaba esas frases que se escribían .

Habían pasado por silencios largos intentándose olvidar y aún así volvían a buscarse entre mails escritos con tanta ternura.

Allí estaba sentada en el avión y con su cinturón ya abrochado, el piloto ya daba las instrucciones de despegue y ella no sabía si estaba nerviosa o emocionada, alegre o preocupada. ¿ Que pasaría en ese encuentro tan planeado?

De repente pensó en bajarse del avión, se levantó y llamó a la azafata y esta le dijo que se sentara.

¿Que estaba haciendo?

¿Había perdido el juicio?

¿Abandonar todo lo que poseía?

¿Valía la pena ?

¿Quizás se estaba equivocando?

——-

Cogió sus auriculares y se puso la música a volumen máximo , no quería pensar más, ya estaba decidido, así que ahora solo quedaba reunirse con su amado y el tiempo lo diría todo.

——

El vuelo se hizo relativamente corto, ella sabía que al aterrizar debía dirigirse al lugar acordado, así que cuando aterrizó, cogió un taxi y le dijo:

-Por favor a la Tour Eiffel.

Al bajar del taxi cogió el ascensor y subió hasta donde habían concertado su encuentro.

Con su bolsa en la mano porque así lo habían decidido, algo pequeño, pues empezarían de cero una vida nueva, se apoyó en la barandilla para ver Paris se noche  y de repente unas manos la abrazaron por la cintura con toda la dulzura que ella había soñado cada noche desde hacía 5 años.

Sintió que la piel se le erizaba, el aliento se le cortó y notó el cuerpo de su amor tan cerca que formaban un solo ser.

No quería girarse a mirarlo porque temía que ese momento no volviera jamás o desapareciera para siempre. Notó la respiración de él tan profunda que sabía que estaban hechos el uno para el otro.

Él le dijo al oído …

-Te amo

Ella contestó

-Te amo

No hacían falta más palabras,

ya todo estaba dicho y los dos lo sabían.

——

Su plan ya había empezado, habían dejado sus vidas, como hicieron ya una vez hacía medio lustro y esta vez partirían juntos a un país donde podrían dar todo de ellos, donde su amor sería la fuerza para poder ayudar a todos aquellos niños que carecían de medios para curarse y aprender.

Él, médico, siempre había soñado desde que la conoció, aún sin acabar la carrera entonces, poder ir a otros paises a ayudar a los que lo necesitaban.

Ella, mujer comprometida con la vida, quiso siempre acompañarlo en su aventura y ayudarlo enseñando a niños a no dejar de soñar y a las mujeres a coser y con ello llevar a cabo sus pequeños sueños.

Toda una vida imaginándolo y ahora ya estaban juntos para intentar conseguirlo, tantos silencios, tantos sueños, tantas dudas y tantas proyecciones de vida.

——

Ella se giró, lo miró y supo que lo amaba desde el día que lo conoció y él la miró y comprendió que ya nunca más la dejaría marchar.

——-

Más de treinta años sin verse, sin abrazarse y en cambio ellos seguían siendo los mismos…. nada había cambiado en sus corazones.

Por fin juntos.

El pasado era aquel día en que se despidieron entre lágrimas silenciosas, no existía ningún pasado más para ellos.

———

Aquella noche perdieron su virginidad porque a pesar de que habían hecho el amor muchas veces, esa noche comprendieron que eso era …

Hacer el amor de verdad.

A la mañana siguiente cogieron un vuelo destino a Africa, juntos siendo una sola piel, una sola alma, allí estaban, volando destino a lo que habían soñado durante toda su vida.

———

Africa siente en el aroma de su piel y el amor de sus corazones que por fin han encontrado su lugar.

——-

Los tambores tocan a ritmo de la pasión y Africa suena a despertar.

——-

Virginia Dröm

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Mujer#woman#donna#vida#love#life#vivir#amor#Lovelive#Lovelife#

A %d blogueros les gusta esto: